ico english agriculture videos ico videos agricultura Rusia
Toda la Agricultura en Internet
     
Artículos Noticias Empresas CompraVenta Empleo Precios FyH Cursos Tienda Foro Vídeos Fotos Diccionario Más  
» Artículos técnicos

El cultivo de la Diefembaquia

Es una planta herbácea, perenne, de desarrollo muy rápido y crecimiento variable según la variedad. Las variedades de menor porte pueden alcanzar hasta 60cm de altura.

icono foto el cultivo de la diefembaquia
1. Taxonomía y origen
2. Morfología
2.1. Particularidades
3. Requerimientos edafoclimáticos
4. Propagación
5. Técnicas de cultivo
6. Plagas y enfermedades
6.1. Plagas
6.2. Enfermedades
7. Fisiopatías

1. TAXONOMÍA Y ORIGEN
Familia Araceae
Género Dieffenbachia
Especie D. amoena
D. bausei
D. bowmanii
D. maculata
D. oerstedii
Nombre común Diefembaquia

Este género comprende unas veinte especies originarias de América Central y América del Sur.

2. MORFOLOGÍA

Es una planta herbácea, perenne, de desarrollo muy rápido (30-46cm/año en interior) y crecimiento variable según la variedad. Las variedades de menor porte pueden alcanzar hasta 60cm de altura, mientras que las de mayor tamaño, los 120cm.

La diefembaquia es una planta venenosa debido a la presencia de cristales de oxalato de calcio en sus células.

- Tallo: Estas plantas presentan un tallo erguido y carnoso, de tamaño variable según la especie.

- Hojas: Las hojas son grandes y anchas con forma ovalo-lanceolada y provistas de un largo peciolo. El nervio central de la hoja es ancho y muy marcado. Son de color verde con llamativas manchas variegadas según la especie.
Hojas de Diefembaquia. Fotografía: Joan Simon

[ampliar imagen]
Hojas de Diefembaquia. Fotografía: TANAKA Juuyoh

[ampliar imagen]

- Flores: Las flores se disponen en inflorescencias en espádice (forma de espiga con eje carnoso, rodeada por una espata que frecuentemente se confunde con un pétalo). Son de color blanco-verdoso.

2.1. Particularidades

La mayor parte de las plantas que se comercializan son híbridos.

- Las variedades de Dieffenbachia picta (D. maculata) presentan hojas ovales y manchas de color marfil. Estas marcas también es posible encontrarlas en la variedad "Exotic".

- Las variedades "Camilla", "Marianne" y "Rudolph Roehrs" presentan casi la totalidad del limbo foliar de color crema.

- Las diefembaquias de hoja grande pertenecen a la especie D. amoena, siendo la variedad más popular la "Tropic snow".

- En especies menos comunes se puede observar combinaciones de color amarillo y verde (D. bausei), así como también plantas con hojas gigantes (D. bowmanni).

- La variedad D. oerstedii dispone de hojas totalmente verdes.

3. REQUERIMIENTOS EDAFOCLIMÁTICOS

- Temperatura: La temperatura óptima oscila entre 20 y 30ºC. Soportan períodos cortos a bajas temperaturas (hasta 10ºC) pero corren el riesgo de que se produzca la caída de las hojas inferiores.

- Humedad: Generalmente requieren una humedad relativa elevada (80-90%).

- Luz: El rango óptimo de luz varía en función del tamaño de las plantas. Para variedades de menor porte, el rango óptimo de luz oscila entre 30000-40000 lux, mientras que para las de mayor tamaño entre 25000-30000 lux.

Por lo general, estas plantas son más tolerantes a zonas de semisombra que la mayoría de las plantas variegadas.

- Sustrato: El sustrato debe tener buen drenaje, buena aireación y pH ligeramente ácido en torno a la neutralidad (6-7).

Un buen sustrato sería una mezcla de turba con cortezas o con arena y tierra vegetal.

- Riego: Esta planta se debe regar de manera que el sustrato siempre esté húmedo pero evitando el encharcamiento.

4. PROPAGACIÓN

A nivel comercial y dependiendo de la variedad, la reproducción se lleva a cabo mediante esquejes apicales o propagación in vitro.

La técnica in vitro se utiliza para la propagación de plantas madres. A partir de éstas se obtienen esquejes. Dichas plantas madre pueden cultivarse directamente en el suelo cuando son de gran porte, siempre y cuando se aplique calor de fondo.

En la propagación por esquejes, se debe utilizar preferentemente porciones de tallo apical. Sin embargo, si no se dispone de suficiente material vegetal, se pueden emplear esquejes de tallo con al menos un entrenudo completo.

Los esquejes se colocan en macetas individuales, sobre un sustrato de arena o mezcla de turba y arena, con calor de fondo de 24-26ºC y temperatura ambiental de 22ºC. Deben protegerse de radiación solar directa y mantenerse a suficiente humedad ambiental.

En estas condiciones, el enraizamiento se produce en 4-6 semanas, dependiendo de la variedad. Pueden emplearse hormonas para un mejor enraizamiento.

En esta técnica es conveniente prevenir la incidencia de patógenos, ya que los esquejes recién cortados son muy susceptibles debido a su elevado contenido en agua. Para ello, se deben realizar los tratamientos fitosanitarios necesarios, emplear material vegetal sano y utilizar sustratos y herramientas de corte esterilizados.

5. TÉCNICAS DE CULTIVO

- Poda: Se practica únicamente una poda de limpieza para evitar la incidencia de enfermedades.

- Trasplante:
Las plantas propagadas in vitro se llevan en estado IV a bandejas multilóculos de 3-4cm y se trasplantan a los 2-3 meses a macetas de 12-14cm.

- Fertilización:
Puede aplicarse un abonado de fondo a razón de 2g/l de la siguiente mezcla (Jiménez y Badía, 1973):
Nitrato amónico: 35%
Superfosfato de cal: 25%
Sulfato potásico: 23%
Carbonato cálcico: 13%
Carbonato de magnesio: 4%

Posteriormente, pueden aplicarse en el riego 200ppm de abono completo en equilibrio 2:1:3 (Caballero y Jiménez, 1990).

Para controlar la apertura de los estomas, y por consiguiente, las incidencias patogénicas, se puede aplicar fertilización carbónica (unos 1000ppm).

6. PLAGAS Y ENFERMEDADES

6.1.
Plagas

- Araña roja (Tetranychus urticae): Se presenta cuando la humedad ambiental disminuye. Los síntomas que se manifiestan son pequeñas punteaduras amarillentas con posterior abarquillamiento y caída de la hoja. Además, se observan pequeñas telarañas en el envés del limbo foliar.

Para el control de dicha plaga se debe aumentar la humedad relativa, evitando así el desarrollo de la misma. Si el ataque es severo, se debe recurrir al control químico con productos ricos en azufre.

Otro método de control es la lucha biológica medio la utilización del ácaro depredador Phytoseiulus persimilis.

Cochinillas: Los síntomas que aparecen son unas pequeñas manchas pardas-rojizas en el envés de las hojas. Esta plaga también segrega una sustancia azucarada donde se instala el hongo negrilla.

Para controlar esta plaga, se puede utilizar alcohol metílico o un insecticida sistémico. Posteriormente, se deben lavar las hojas con agua jabonosa y enjuagarlas correctamente.

- Pulgón:
Estos insectos se instalan en el envés de las hojas. Los síntomas son manchas amarillas en los puntos de picadura, enrollamiento y deformación de las hojas. También segregan sustancia azucarada donde se instala la negrilla.

Si el ataque es severo, se recurre al control químico.

6.2. Enfermedades

- Colletotrichum y Leptosphaeria: La mayor incidencia de estos hongos ocurre en los meses de invierno. Los síntomas se manifiestan en las hojas. Aparecen manchas concéntricas en tonos pardos con el borde exterior amarillo.

La principal forma de entrada de estos hongos es el agua libre, por lo que se debe mantener el follaje seco.

- Myrothecium: Este hongo fructifica en forma de anillos concéntricos blancos y negros, por lo que es fácilmente observable en el envés de las hojas.

Dicho hongo afecta a las hojas dando lugar a manchas pardas. Las plántulas son especialmente sensibles, cuyo síntoma principal es la podredumbre del peciolo.

Es recomendable recurrir a tratamientos preventivos, así como evitar daños mecánicos en las plantas y mantener el follaje libre de agua.

- Rhizoctonia y Phytophthora: Estos hongos causan podredumbres de tallo y raíz. Como consecuencia, las hojas se tornan a un color amarillo y se marchitan.

El medio de difusión de estos hongos es el agua, por lo que, para su control, se recomienda aplicar fungicidas en algunos riegos. Además, se debe realizar un buen uso de medidas preventivas como son la utilización de agua de riego no infectada, la desinsectación de sustratos, herramientas de poca, material vegetal, etc.

- Erwinia: Esta bacteria produce graves y frecuentes podredumbres húmedas en hojas, tallos y raíces, pudiendo resultar un factor limitante para el cultivo.

Para su control se recomienda la eliminación de plantas enfermas, llevar a cabo un manejo adecuado del cultivo (abonado, riegos, etc.) y realizar tratamientos preventivos con productos a base de cobre.

7. FISIOPATÍAS

- Clorosis internerval: Este síntoma se debe a una carencia de humedad en el sustrato y/o a la ocurrencia de bajas temperaturas. Generalmente, el frío afecta a las hojas más jóvenes y la falta de humedad a las más senescentes.

- Pérdida de hojas: La caída de hojas jóvenes se debe a temperaturas muy bajas, presencia de aire seco y/o de corrientes de aire frío.

- Hojas superiores de tamaño inferior al normal: Este síntoma se debe a la deficiencia de luz. También puede deberse a un exceso de sales, el cual también provoca que éstas se curven hacia abajo y que los bordes aparezcan “quemados”.

Fuente: Redacción Infoagro

Hay más artículos técnicos de estos sectores: Jardinería

Información en tu Email
Recibe artículos y novedades
VÍDEOS RECOMENDADOS
El técnico de campo

Más artículos técnicos

¿Estar informado? Suscripción gratis

 

Navega por sectores

 

Cursos On Line agricultura

Pre-matrícula GRATIS




Buscador de documentos


PORTADA Contacto Newsletter Publicidad Prensa Trabaja en Infoagro
Aviso legal Política de Privacidad Política de Cookies
English Français Russian

© Copyright Infoagro Systems, S.L.