infoagro logo
Toda la Agricultura en Internet
Empresas Compraventa Noticias Precios Agrícolas  Cursos Tienda On Line Vídeos Fotos Diccionario Foro  Recomendar Infoagro

ENEMIGOS NATURALES (2ª parte)

1. Introducción
2. Tipos De Enemigos Naturales De Artrópodos
3. Características Del Parasitismo En Insectos
4. Depredadores
5. Entomopatógenos
5.1. Virus
5.2. Bacterias
5.3. Hongos
5.4. Protozoos
5.5. Nemátodos
6. Enemigos Naturales De Las Principales Plagas De Hortícolas
7. Bibliografía

 
  Enviar a un Amigo
Corregir / Sugerir
Imprimir
Enviar
Tu Nombre
E-Mail destinatario
¿Algún comentario?

Corregir/Sugerir
¿Cuál es el error, o sugerencia?


 Cursos On Line
Cursos para profesionales, estudiantes y titulados

 
 Medidores para agricultura


 Anuncios Gratuitos
Anuncios clasificados de compra-venta de productos ecológicos


 Mercados
Mercados nacionales e internacionales de productos ecológicos

5.2. Bacterias.

Destaca el empleo de Bacillus thuringiensis para el control de larvas de lepidópteros que atacan a plantas agrícolas y forestales. Destaca su acción sobre Heliothis, Pieris, Plusia, Plutella, Ostrinia, Capua, Prays y Cacoecia, entre las plagas agrícolas. Entre las plagas forestales destacan la procesionaria, Lymantrinia, Malacosoma, Euproctis y Tortryx viridiana. Las bacterias son protistas procarióticos y se distinguen dos grupos:

Su transmisión es horizontal y la presa las adquiere por ingestión. También hay vectores como parasitoides y depredadores que transmiten la bacteria de un individuo a otro.

Bacillus thuringiensis presenta esporas con cristal para esporal que se libera en el estómago del individuo plaga. Este cristal es tóxico y paraliza el tubo digestivo impidiendo los movimientos peristálticos, por lo que el insecto no se alimenta y muere por inanición. En el tubo digestivo se multiplican las bacterias hasta que rompen el epitelio y entran en el resto de órganos y tejidos vitales del insecto. En plantas transgénicas se ha conseguido que la planta produzca esta toxina, como es el caso del maíz transgénico para el control de lepidópteros noctuidos.

Normalmente los síntomas que presentan los individuos enfermos están asociados con la alimentación y asimilación. La bacteria provoca inicialmente diarreas y parálisis intestinal. Esto da lugar a que los movimientos del individuo plaga afectado sean muy lentos, seguidos de convulsiones y de una parálisis general. Las larvas afectadas cambian de color, frecuentemente a negro-marrón. 

En España existen hasta 28 preparados comerciales de bacterias entomopatógenas, y su acción depende de la raza elegida para cada tipo de plaga, destacan:

BT es un producto de nula toxicidad para animales superiores y resulta totalmente inocuo para otros insectos, entre ellos los artrópodos útiles. Es también inocuo para las abejas y abejorros. Parece que tampoco es posible el desarrollo de resistencias a este patógeno por parte de las plagas.

Sin embargo, el empleo de bacterias entomopatógenas presenta algunos inconvenientes. Suelen persistir poco tiempo sobre las hojas, normalmente de 7 a 10 días. Su dispersión es bastante ineficiente ya que unido a la escasa producción de esporas y de toxinas en insectos muertos determina que las epizootias producidas por bacterias sean raras en el campo. Normalmente la susceptibilidad a la infección bacteriana en la población plaga es muy heterogénea, existiendo individuos muy sensibles y otros muy resistentes.

5.3. Hongos entomopatógenos.

Son organismos heterótrofos (falta de fotosíntesis), que poseen células quitinizadas, normalmente no móviles.




El inicio de la infección se realiza por germinación de las esporas del hongo sobre el tegumento del individuo plaga. La dispersión de las esporas se realiza por contaminación ambiental a través del viento, la lluvia e incluso individuos enfermos al entrar en contacto con otros sanos. Normalmente son especies específicas o de amplio espectro de hospedantes (insectos y ácaros). El hongo sale del insecto enfermo a través de las aperturas (boca, ano, orificios de unión de los tegumentos y artejos) y en el exterior forma sus estructuras fructíferas y las esporas.

Los individuos enfermos no se alimentan, presentan debilidad y desorientación y cambian de color, presentando manchas oscuras sobre el tegumento, que se corresponden con las esporas germinadas del hongo.

Normalmente, los hongos, son entomatógenos de acción lenta. Algunos atacan a gran cantidad de especies distintas de insectos. Pero estos productos dependen generalmente de las condiciones ambientales de temperatura (25º C) y de elevada humedad relativa para que su desarrollo y acción patógena sea la adecuada. Se suelen comercializar en preparados a base de esporas que deben estar en agua unas 24 horas antes de su aplicación.

Generalmente tardan una semana como mínimo en eliminar a la víctima o al menos en que esta deje de alimentarse. Son adecuados para su aplicación por introducción, manipulación ambiental o aumento inoculativo, pero no para aumentos inundativos.

Comercialmente destacan los siguientes hongos entomopatógenos:

5.4. Protozoos.

Existen especies con ciclos de vida muy complejos. Hay protozoos patógenos de personas y otro sólo de plantas o insectos. No se emplean mucho en el control de insectos debido a esta falta de especificad por parte de la mayoría de las especies de protozoos.

Los estados infectivos del protozoo (esporas, quistes, etc) penetran en el tubo digestivo del insecto, y lo colonizan hasta llegar al aparato excretor. Cuando la espora penetra en el tubo digestivo, germina gracias al pH ácido del estómago, se forma el protozoo y produce nuevas esporas. Los insectos mueren por falta de asimilación de los elementos nutritivos.

Los síntomas característicos de los individuos enfermos se resumen en la aparición de deformaciones y dificultades en la muda, junto a una baja actividad de alimentación. El protozoo más comercializado es Nosema locustae, que afecta a ortópteros (langostas). 

5.5. Nematodos.

Atacan a distintos grupos de insectos. Precisan de un medio de cierta humedad para su infección activa. Normalmente actúan sobre insectos que tienen parte de su ciclo de cida en el suelo, donde la humedad es mayor.

Se distinguen tres tipos de nematodos entomófagos:

Comercialmente destacan Neoaplectana carpocapse, que afecta a lepidópteros y coleópteros, y Heterorhabdilis spp en lepidópteros.

6. ENEMIGOS NATURALES DE LAS PRINCIPALES PLAGAS DE HORTÍCOLAS.

En la siguiente tabla se recogen las especies de enemigos naturales disponibles comercialmente para el control de las principales plagas de cultivos hortícolas bajo invernadero. Para conocer con más detalle el manejo técnico de alguna de estas especies, se recomienda consultar la bibliografía especializada que figura al final de este documento.

Relación de especies de enemigos naturales comercializados para el control de plagas de cultivos hortícolas bajo invernadero.
PLAGA Especies de Enemigos Naturales
MOSCA BLANCA

PARASITOIDES
Encarsia formosa, Eretmocerus eremicus, Eretmocerus mundus
DEPREDADORES
Macrolophus caliginosus, Delphastus pusillus
ENTOMOPATÓGENOS
Verticillium lecanii
MINADORES DE HOJA PARASITOIDES
Dacnusa sibirica, Opius pallipes, Diglyphus isaea
PULGONES

 

PARASITOIDES
Aphidius colemani, Aphidius ervi, Aphelinus abdominalis
DEPREDADORES
Adalia bipunctata, Hippodamia convergens, Aphidoletes aphidimyza, Chrysoperla carnea, Chrysopa carnea, Harmonia axyridis
ENTOMOPATÓGENOS
Verticillium lecanii
ARAÑA ROJA DEPREDADORES
Neoseiulus californicus, Amblyseius californicus, Phytoseiulus persimilis, Feltiella acarisuga, Therodiplosis persicae
TRIPS DEPREDADORES


Amblyseius degenerans, Amblyseius cucumeris, Neoseilus californicus,

Orius albidipennis, Orius laevigatus, Orius majusculus, Orius insidiosus, Hypoaspis aculeifer

, Hypoaspis miles
ENTOMOPATÓGENOS


Verticillium lecanii
ORUGAS PARASITOIDES


Trichogramma evanescens
,

Trichogramma brassicae
DEPREDADORES


Podisus maculiventris,

Macrolophus caliginosus
ENTOMOPATÓGENOS


Bacillus thuringiensis var. kurstaki
COCHINILLAS

PARASITOIDES


Leptomastix dactylopii
,

Anagyrus pseudococci
DEPREDADORES


Cryptolaemus montrouzieri

7. BIBLIOGRAFÍA.

ALCÁZAR, M.D.; BELDA. J.E.; BARRANCO, P. & CABELLO, T. 2000. Lucha integrada en cultivos hortícolas bajo plástico en Almería. Vida Rural nº 118. 51-55. 
APARICIO, V.; CASADO, E.; LASTRES, J.; BELDA, J.E. & TORRES, M.M. 2000. Producción integrada en los cultivos hortícolas bajo abrigo de Almería. I Jornadas sobre Producción Integrada. Ed. Asociación AGRO. Universidad de Almería. Almería. 
APARICIO, V.; RODRÍGUEZ, M.D.; GÓMEZ, V.; SÁEZ, E.; BELDA J.E.; CASADO, E. & LASTRES, J., 1995. Plagas y enfermedades del tomate en la provincia de Almería: control racional. Consejería de Agricultura y Pesca. Junta de Andalucía. Sevilla: 182 pp. 
APARICIO, V.; RODRÍGUEZ, M.D.; GÓMEZ, V.; SÁEZ, E.; BELDA J.E.; CASADO, E. & LASTRES, J., 1995. Plagas y enfermedades de los principales cultivos hortícolas de la provincia de Almería: control racional. Consejería de Agricultura y Pesca. Junta de Andalucía. Sevilla: 260 pp. 
CARNERO A.; ESPINO, A; HERNÁNDEZ, M & BARROSO, J. 1988. La lucha integrada, una nueva estrategia para combatir las plagas. Ministerio de Agricultura. H.D. 12/88. Madrid. 20 pp. 
GARCÍA, F.; COSTA, J. & FERRAGUT, F. 1994. Las plagas agrícolas. Ed. Phytoma España. Valencia. 376 pp. 
GERLING, D. 1986. Natural enemies of Bemisia tabaci, biological characteristics and potential as biological control agents: a review. Agriculture, Ecol Elsevier Science Publishers B.V. Amsterdam. 
KOPPERT B.V. 1999. Productos Con Normas De Utilización. Koppert Sistemas Biológicos S.L. Berkel en Rodenrijs. 53 pp. 
LIÑÁN DE, C. 2000. Vademecum de productos fitosanitarios y nutricionales. Madrid. pp. 
MALAIS, M. & RAVENSBERG, W.J., 1995. Conocer y reconocer. La biología de las plagas de invernadero y sus enemigos naturales. Koppert BV. Rotterdam. 109 pp. 
PÉREZ, E. 2000. La producción integrada en tomate bajo abrigo. I Jornadas sobre Producción Integrada. Ed. Asociación AGRO. Universidad de Almería. Almería. 
RODRÍGUEZ, M.D.; MORENO, R.; RODRÍGUEZ, M.P.; LASTRES, J.M.; TÉLLEZ, M.M. & MIRASOL, E., 1994. IPM Tomate: Programa de manejo integrado en cultivo de tomate bajo plástico en Almería. Junta de Andalucía. Consejería de Agricultura y Pesca. Sevilla. 82 pp.
RODRÍGUEZ, M.D.; MORENO, R.; TÉLLEZ, M.M.; RODRÍGUEZ, M.P. & FERNÁNDEZ, R. 1994. Eretmocerus mundus (Mercet), Encarsia lutea (Masi) y Encarsia transvena (Timberlake) (Hym., Aphelinidae) parasitoides de Bemisia tabaci (Homoptera: Aleyrodidae) en los cultivos hortícolas protegidos almerienses. Boletín de Sanidad Vegetal. Volumen 20. Número 3. Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación. Madrid: 695-702
SANCHEZ, F. 1994. Control biológico de plagas en invernadero. Ed. Mundi-Prensa. Madrid. 86 pp.
VIÑUELA, E. & JACAS, J. 1993. Los enemigos naturales de las plagas y los plaguicidas. Ministerio de Agricultura. H.D. 2-93. Madrid. 24 pp. 
VIÑUELA, E. 2000. La resistencia a insecticidas y plagas de hortícolas en España. I Jornadas sobre Producción Integrada. Ed. Asociación AGRO. Universidad de Almería. Almería. 

 

LINKS DE INTERÉS:

Syngenta: www.syngenta.com 
Biobest: www.biobest.be 
Biopol: www.biopol.com 
Koppert Biological Systems: www.koppert.com


Página anterior

Página 2 de 2
 



Síguenos

PORTADAContactoPublicidad
© Copyright Infoagro Systems, S.L.